Mérida, Yucatán, 21 de agosto de 2018.- La Cámara Nacional de la Industria del Vestido (CANAIVE), delegación Yucatán planteó al gobernador electo, Mauricio Vila Dosal seis puntos que consideran prioritario para el crecimiento de ese sector, como: dar continuidad al programa de uniformes escolares y chamarras, capacitación a los pequeños productores del interior del estado y una mayor vinculación con las autoridades locales.

En voz del Consejo Directivo de la CANAIVE, su presidente Pedro Enrique Góngora Medina, pidió al gobernador electo reconocer a la industria del vestido como un sector estratégico para el desarrollo del estado, debido al impacto económico que tienen en la generación de empleos y de divisas.

Este ramo, puntualizó, tiene impacto colectivo porque con la maquila se activan los pequeños talleres del interior del estado, manteniendo sus líneas de producción con calidad, en época de baja producción. El 70 por ciento de la planta laboral son mujeres.

Esta industria, señaló, es considerada de vanguardia en la entidad y está demostrando un dinámico desarrollo, pues en los últimos años registró un crecimiento de arriba del 7 por ciento, cifra mayor a la reportada a nivel nacional.

El líder empresarial destacó la importancia que representa para la economía estatal fortalecer y elevar la competitividad de la industria del vestido mediante acciones y programas que den valor agregado a la producción de prendas que se elaboran en Yucatán.

Por ello, resaltó, la CANAIVE ya tiene avances en proyectos que requieren continuidad e impulso por parte del Gobierno del Estado, como: El Laboratorio de Innovación y Diseño cuya inversión asciende a 12 millones de pesos, de los cuales el Gobierno Estatal y Conacyt aportaron 5 millones cada uno, y 2 millones por CANAIVE, para su primera etapa.

La Cámara de la Industria del Vestido en Yucatán, dijo, tiene como meta brindar a los empresarios un servicio completo dese la identificación de las tendencias hasta la comercialización de un producto terminado, por ello se trabaja en cursos de capacitación de manera constante y se atiende a las necesidades de los productos y empresarios, apuntó.

Respecto al programa de uniformes escolares, explicó que en él participan 50 talleres con 111 módulos y se elaboran 433 mil 268 camisas, más de 214 mil chamarras, que generan una derrama de casi 44 millones de pesos, que ayuda al interior del estado a mantener fuentes de ingresos y apoyar a la economía de las localidades.

Góngora Medina consideró necesario mantener este programa e incrementar el presupuesto para que se hagan uniformes completos, es decir además de camisa y chamarra también shorts y pantalón.

En el caso de personas de comunidades muy alejadas, los que trabajan con las empresas no tienen ni transporte ni proveeduría para poder agilizar la cadena de producción.

Además, en el interior del estado, para tener un desarrollo económico parejo se requiere gestionar la apertura de bancos, con cajeros automáticos, en municipios estratégicos, pues muchas empresas no se instalan en algunas comunidades por no tener este tipo de servicios cerca.

Entre los planes de la CANAIVE subrayó se encuentra la creación del Pabellón de la Guayabera, seguir participando en la Plaza del Vestido en X´matkuil y la Expo outlet.