De limpiar tu traje a desinfectar tu casa: el nuevo giro de esta tintorería

0
165

Durante el último año, la cadena de tintorerías Max comenzó a ampliar sus servicios para atender necesidades de limpieza en el hogar: lavado de salas, alfombras y el servicio a domicilio, mismos que incluyó en diciembre a su plataforma digital Tin2Go.

En enero, la empresa decidió incursionar en dos negocios nuevos para ellos: la fumigación y la desinfección de los espacios al interior del hogar.

“Es en el mes de enero que caemos en cuenta y porque había un problema de contingencia derivado de un virus, fue que nosotros tomamos la determinación de brindar 2 servicios adicionales: el servicio de fumigación y por otro lado el de desinfección”, indicó Raúl Jiménez, director de la cadena de tintorerías.

En entrevista con Forbes resaltó que mientras el primer servicio se encuentra en espera a causa de la contingencia, el segundo se aceleró y comenzó a volverse el foco de este nuevo proyecto, que de momento ha supuesto 600 mil pesos de inversión.

Para ello, contrataron a la empresa mexicana Solves, con 25 años de experiencia en el mercado, misma que ayudaría al desarrollo de la división de limpieza del hogar; pero ante la llegada del coronavirus Covid-19 a México, Max ofrece sus servicios en colaboración con su socio.

“Mientras estamos haciendo la compra de los equipos, de los complementos como son uniformes, caretas, guantes y entre el inicio del proceso de certificación, nos agarra esta contingencia con los dedos en la puerta. En este momento, con la empresa con la que ya teníamos el proyecto, comenzamos a ofrecer los servicios directamente a nuestros consumidores”, explicó Jiménez.

La oferta y la garantía del servicio radica en Max y Tin2Go, mientras que la proveedora es Solves.

A raíz de la contingencia, solo el 80% de las 250 unidades de Max están operando en el país. El servicio de desinfección se comenzó a ofertar oficialmente en la Ciudad de México y el área metropolitana durante la semana anterior; para esta semana se expandirá a Puebla, Tlaxcala y Estado de México mientras que la siguiente llegará a Querétaro y Morelos.

“La semana pasada se dieron alrededor de 15 servicios, consideramos que la tendencia va a ser que se dupliquen cada semana, si a eso le sumamos que vamos a incrementar la cobertura, creemos que podemos estar dando entre 50 y 70 servicios semanales”, explicó.

Si bien hasta ahora el ticket promedio es de 1,600 pesos, los rangos de sus paquetes van de los 1,300 pesos para viviendas de menos de 150 metros cuadrados y hasta 400 metros cuadrados puede elevarse a 3,100 pesos por servicio, con duraciones de entre 30 a 60 minutos. Los clientes hasta ahora han sido mayormente familias.

Desinfección de lo pasado

Si bien el servicio puede contratarlo cualquier persona que desee desinfectar su vivienda, este proceso no representa ninguna garantía contra el virus posterior a que se termine el proceso de no contaminación.

“Desafortunadamente hemos encontrado en el mercado quien está dando ciertas garantías por 7 días, 15 días, pero a final de cuentas, al ser desinfección de tipo hospitalario donde se pone en punto cero los gérmenes, virus o bacterias que puede haber en un espacio, en el momento que ingresa un elemento contaminante, nuevamente vuelve a estar contaminado. El servicio que nosotros manejamos te pone en punto cero”.

Por ello, llamó a no hacer caso de esas promesas de limpieza con garantías posteriores al servicio de limpieza, pues ese tipo de promesas solo funcionan con fumigaciones, al tratarse de otro tipo de agentes activos.

FUENTE: FORBES.COM.MX

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here