Micaela Mar y Leña, la Casa del Pulpo Maya

0
96
  • La veda ha terminado y el pulpo vuelve para continuar dando a sus comensales el mejor de sus sabores a la leña.
  • Desde la apertura de Micaela, Mar y Leña, en Octubre del 2018; se han servido más de 12 toneladas de pulpo, colocando este platillo dentro de los favoritos de la casa.

Ciudad de México, CDMX.- La temporada de pulpo está por comenzar y con ella, regresa un imperdible a las brasas de Micaela Mar y Leña; el pulpo caimán a la leña. Este platillo se ha colocado dentro de los favoritos de los comensales desde la apertura del restaurante en 2018, sirviendo más de 12 toneladas, todas provenientes de la industria local y sustentable. 

En el menú se encuentra como pulpo caimán a la leña y es acompañado de camote y ensalada. La combinación de sabores que caracteriza a este platillo lo han convertido en uno de los platillos más preparados de la región. El pulpo con adobo a la parrilla, acompañado de un camote cocido en rescoldo, dan el perfecto balance entre lo dulce del camote y lo ácido-amargo del adobo, creando así un plato balanceado en sabores que satisfacen hasta el más exigente comensal. El pulpo es previamente cocido en un vesuvio, que es un horno mexicano de carbón que permite cocinar a altas temperaturas. 

Micaela Mar y Leña se ha distinguido por ser un restaurante con valores, con un ambiente familiar y acogedor que se transmite a través de las recetas de la Nana en cada platillo; y siendo fiel a sus principios, Alberto y Vidal – Chefs y propietarios – se aseguran de contribuir a la industria local, siempre fomentando la sustentabilidad y el promover productos locales y endémicos de la región y de México. 

Tal es el caso del pulpo maya, especie utilizada en la cocina de Micaela y que proviene de una empresa 100% mexicana localizada en el corazón de la Península de Yucatán. Esta área geográfica se caracteriza por la presencia de una gran diversidad biológica; la Península es bañada por las ricas aguas del Golfo de México y, por ser una zona libre de industrias contaminantes, es el hábitat ideal de cientos de especies marinas que en ella se desarrollan. La diversidad biológica marina y las condiciones tropicales del clima hacen que la producción pesquera de la zona sea muy variada a lo largo del año, lo que permite que la presión de pesca sobre los recursos no llegue a niveles que afecten a las especies más representativas, teniendo actividad prácticamente todo el año.
 
Así que, si estás tan listo como nosotros para visitar Micaela Mar y Leña y probar este manjar, no te olvides de inmortalizar tu visita desde la “esquina del beso”, donde se encuentra la ya famosa pared con la frase “Bésame en esta esquina”, misma que se ha inmortalizado en centenares – si no es que miles – de fotografías que inundan el internet y las redes sociales como uno de los lugares más instagrammeables de Mérida y Yucatán.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here