Presentará la OSY obras de grandes autores alemanes, Schumann y Brahms

0
31
  • Conforman el cuarto programa la Obertura, Scherzo y Finale de Robert Schumann y la Serenata No. 1 de Johannes Brahms.
  • Desde el podio, el maestro Juan Carlos Lomónaco dará lustre a las obras del romanticismo alemán.

Mérida, Yucatán, a 5 de octubre de 2021.- La Orquesta Sinfónica de Yucatán presentará este fin de semana un atractivo repertorio musical con composiciones de gran valor estético de dos de los más importantes exponentes del romanticismo alemán, Robert Schumann y Johannes Brahms.

Vinculados por la interpretación al piano, la composición y la estrecha amistad, ambos compositores del siglo XIX dieron el salto a la inmortalidad por su legado, parte del cual dará cuenta la OSY este viernes y domingo próximos como parte de la difusión del arte y la cultura que impulsa el gobierno de Mauricio Vila Dosal.

Bajo la batuta del maestro Juan Carlos Lomónaco, la Sinfónica presentará el cuarto programa de la Temporada 36 que incluye la Obertura, Scherzo y Finale de Robert Schumann y la Serenata No. 1, Op. 11 de Johannes Brahms, los días ocho y 10 de octubre a las 20:00 y a las 12:00 horas, respectivamente, en el Teatro Peón Contreras.

Tanto la administración del teatro como el Fideicomiso Garante de la OSY han dispuesto las medidas sanitarias necesarias de prevención del Covid-19, a fin de que los asistentes al teatro cuenten con una estancia segura y agradable.

Robert Schumann (1810-1856) fue señalado como un prodigio del piano a temprana edad, sin embargo en 1832, a los 22 años de edad, la parálisis de un dedo de su mano derecha le impidió continuar su carrera como concertista, por lo que decidió dedicarse a la composición.

De este autor, la orquesta interpretará su Obertura, Scherzo y Finale, obra que en principio constituyó un proyecto sinfónico, pero se convirtió en una obertura, que luego adquirió un segundo movimiento y un final, lo que a la postre denominó Sinfonietta.

El estreno tuvo lugar en Leipzig, Alemania, el 6 de diciembre de 1841, en el mismo concierto que presentó la primera versión de su cuarta sinfonía, con gran aceptación del público.

Schumann revisó el final de la pieza escrita en la tonalidad de Mi mayor y más tarde la música fue publicada en 1846 como Obertura, Scherzo y Finale. Al respecto, el compositor escribió al editor: “El conjunto tiene un carácter liviano y cordial. La escribí en un estado de ánimo verdaderamente feliz.”

En la parte complementaria, la OSY interpretará una de las obras más conocidas de Johannes Brahms (1833-1897), la Serenata No. 1 en Re mayor, Op. 11, un intento del compositor de escribir una sinfonía que se convirtió en una de las piezas más apreciadas en lo estético y sentimental de su repertorio.

La primera de las dos serenatas compuestas por Brahms fue escrita entre 1857 y 1858. La idea original era componer un octeto para instrumentos solistas, pero finalmente la arregló para orquesta con seis movimientos o partes, a sugerencia del violinista Joseph Joachim y de la pianista Clara Schumann, viuda de su amigo Robert Schumann.

Antes, Brahms escribió una versión intermedia para orquesta de cámara, la cual se presentó en Hamburgo, su ciudad natal, el 28 de marzo de 1859. La forma final de la obra se estrenó en Hannover, Alemania, el 3 de marzo de 1860 y se publicó ese mismo año como su primera composición orquestal.

En el primer movimiento, Brahms rinde homenaje a Haydn a través de una hermosa melodía en el corno. El adagio, al que muchos conocedores califican como el punto culminante de la obra, es especialmente rico en pasajes para las maderas solas y sus diversas combinaciones.

En los minuetos, Brahms volvió los ojos y los oídos hacia Wolfgang Amadeus Mozart (1756-1791), dando a su música un toque del espíritu rococó del siglo XVIII, pero siempre con los pies bien puestos en el ideal romántico.

Ante la belleza, el ensueño que suscita la primera secuencia de la obra con duración de 40 minutos, el crítico vienés Eduard Hanslick tuvo una reacción típicamente romántica de la Serenata al escribir lo siguiente en el Freie Presse:

“El primer movimiento nos pareció la perla de toda la obra y es quizá el más bonito escrito por Brahms hasta la fecha. El color instrumental y la gracia de la melodía le dan la cualidad de la música nocturna, y está llena de luz de luna y el aroma de las lilas”.

La OSY tiene disponibles los boletos para los conciertos en las taquillas del teatro (100, 200, 250 y 300 pesos), los cuales también se pueden adquirir en línea en la página web www.sinfonicadeyucatan.com.mx

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here