El Ayuntamiento se suma a las actividades para conmemorar el “Día Mundial del Emigrante Libanés”

0
86

El alcalde Renán Barrera destaca la aportación cultural, gastronómica, social y económica de la comunidad libanesa en la ciudad

El alcalde Renán Barrera Concha reconoció la invaluable aportación que la cultura libanesa le ha aportado a la ciudad, no solo en el ámbito cultural, sino también en el aspecto gastronómico, social y económico desde la llegada de los primeros libaneses, cuyos descendientes hoy son parte importante de la dinámica social y económica de Mérida.

El Alcalde acudió hoy a la ceremonia protocolaria del “Día Mundial del Emigrante Libanés”, en la que indicó que el Ayuntamiento se suma a la conmemoración de los 150 años de la llegada de los emigrantes del Líbano a México y Yucatán.

Ante el Cónsul Honorario del Líbano para la Península, Ricardo Elías Dajer Nahum, y el presidente del Club Libanés de Mérida, Sergio Asís Abraham Rodríguez, convocó a los presentes a mantener el trabajo conjunto para seguir edificando la Mérida de 10 para las futuras generaciones.

“Si continuamos fortaleciendo el bien común sobre las prioridades individuales, tendremos la certeza de que estaremos heredando una mejor ciudad a nuestras familias y honrando la memoria de nuestros antepasados”, expresó.

En la ceremonia que incluyó una ofrenda floral ante la escultura del Emigrante Libanés, situada a la entrada del Club Libanés, el Alcalde remarcó que “sin duda una de las características que distingue a la comunidad libanesa es el grado de amistad y buenas relaciones que tenemos mutuamente, que nos permite asumir con una sola identidad el hecho de considerarnos como un solo pueblo, lo que ha permitido dinamizar el desarrollo económico, político y social de Mérida y Yucatán”

Cabe señalar que en conmemoración a esta celebración, por la noche, el Ayuntamiento también llevará a cabo la iluminación del Palacio Municipal.

En su intervención el Cónsul Honorario del Líbano para la Península, Ricardo Dájer Nahum, enfatizó que la conmemoración de este día se engalana con el nombramiento de la calle 1-H  de la colonia México Norte, como “Dr. Fernando Elías Dájer Nahum”, propuesta hecha por el Alcalde meridano ante el Cabildo y que fue aprobada por unanimidad.

—El reconocimiento al Dr. Dájer es también un reconocimiento a nuestra comunidad, significa también que nosotros, los integrantes de la comunidad yucateca de ascendencia libanesa adquirimos un compromiso de frente a las autoridades de la ciudad y de la sociedad civil de Yucatán y debemos estar a la altura del homenajeado—expresó.

El empresario también destacó por primera vez la presencia de un Presidente Municipal en esta celebración y enfatizó que Renán Barrera ha sido un incansable promotor de las aportaciones que las diversas comunidades originarias de otros países, entre ellas la comunidad libanesa, le otorgan a Mérida.

Por su parte, Sergio Abraham Rodríguez, presidente del Club Libanés, reconoció el trabajo cercano del Alcalde con la comunidad libanesa, hecho que dijo, fue visible desde su primera administración municipal.

—Durante su primera gestión se logró nombrar Avenida Líbano a la calle 20 de la colonia México y hoy recibimos este segundo regalo, el nombrar a la calle 1-H que conecta a la avenida Líbano con la glorieta al Centrito, paralelo al Club Libanes de Mérida como la calle “Dr. Fernando Elías Dájer Nahum” —apuntó.

En ese contexto, agradeció también la aportación del Cabildo meridano y reafirmó, a nombre de la comunidad que representa, el compromiso de continuar trabajando para fortalecer el futuro de Mérida y el Estado.

En su mensaje, Barrera Concha enfatizó que la diplomacia cultural reviste un valor como un importante instrumento de acercamiento entre los pueblos, que nos permite abrir nuevos espacios para construir vínculos culturales y sociales, tender puentes de diálogo y acercamiento para seguir aportando en la construcción de la “Mérida de 10”.

Finalmente, dijo que la Mérida que hoy se disfruta es el resultado de las interacciones étnicas, de la influencia del crisol de nacionalidades que la originaron, de las familias mayas, españolas, coreanas y por supuesto, las libanesas, que con el paso tiempo se han fundido para hacer una gran familia, la yucateca, sin perder ninguna de ellas, sus orígenes, raíces, costumbres y tradiciones.

Al evento también asistió el director de Cultura, Irving Berlín Villafaña.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here