Necesaria la reorientación del gasto público para lograr el desarrollo de Yucatán: Francisco Torres Rivas

0
160

  • El presidente del PRI en Yucatán detalló que el ahorro propuesto – que consiste en mantener el gasto ejercido durante 2019 en los rubros mencionados en el anexo entregado al Poder Ejecutivo – asciende a $1,128,930,867.00 pesos, monto superior a los $1,077,025,067.00 que pretende incrementar su recaudación el Gobierno del Estado, a través del cobro de nuevos impuestos y derechos.
  • Al entregar al Ejecutivo estatal una propuesta para que se reoriente el Presupuesto 2020, el presidente del PRI de Yucatán, Francisco Torres Rivas, manifestó que el Gobierno de Mauricio Vila no ha cumplido a los yucatecos en administrar los recursos con orden, transparencia y austeridad; Como oposición responsable y propositiva, se está apostando por el desarrollo del estado y su economía, por lo que desde el principio el PRI se ha opuesto a la imposición de nuevos gravámenes.

Mérida Yuc., 4 de febrero de 2020; El presidente del Comité Directivo Estatal del Partido Revolucionario Institucional (PRI) de Yucatán, Ing. Francisco Torres Rivas, hizo entrega al Gobierno del estado de una propuesta formal, “que tiene el objetivo de que se reoriente el presupuesto 2020, ya que, lejos de cumplir con las medidas de austeridad y eficiencia anunciadas, las políticas públicas y presupuestales que ha implementado afectan el bolsillo de las familias yucatecas, y no representan beneficio alguno para nuestro estado”.

A través de la Oficialía de Partes del Poder Ejecutivo del Estado, el líder estatal priista hizo entrega del documento que recoge las voces de miles de familias yucatecas que se han visto afectadas por el incremento de impuestos y derechos; resultado del incumplimiento del compromiso que estableció el gobernador, de que los recursos públicos se administrarían con base en 3 principios básicos: orden, transparencia y austeridad, lo cual no ha sucedido, asentó.

Torres Rivas puntualizó que “desde un principio, nosotros como partido, nos opusimos firmemente a la imposición de los nuevos impuestos en Yucatán”, haciendo hincapié en el momento económico tan complejo que se vive en México y en nuestro estado. “No es posible que se trate de cobrar más impuestos, en un momento en que la economía de las familias está tan afectada”.

Torres Rivas recalcó que, como oposición responsable y propositiva, se está apostando por el desarrollo del estado y su economía, por lo que la propuesta de austeridad del PRI no impacta en temas prioritarios como el de la Seguridad, y recalcó que, de aplicarse dicho ajuste, permitiría al Gobierno del Estado un ahorro superior a lo que aspira aumentar su recaudación con el incremento de impuestos y derechos, lo que indudablemente afecta a las familias yucatecas.

El presidente del PRI en Yucatán detalló que el ahorro propuesto – que consiste en mantener el gasto ejercido durante 2019 en los rubros mencionados en el anexo entregado al Poder Ejecutivo – asciende a $1,128,930,867.00 pesos, monto superior a los $1,077,025,067.00 que pretende incrementar su recaudación el Gobierno del Estado, a través del cobro de nuevos impuestos y derechos.

Al hablar del plano nacional, el presidente estatal del PRI también hizo referencia a la falta de transparencia del Gobierno Federal, detallando que las adquisiciones, servicios y el otorgamiento de contratos públicos, deben ser siempre a través de licitaciones (concurso público), bajo los principios de ética, transparencia y legalidad.

Torres Rivas lamentó que, para la 4T y el Gobierno de México, esos valores son insignificantes, toda vez que únicamente el 12% ha sido por licitación, mientras que casi el 90% de las adquisiciones, servicios y el otorgamiento de contratos públicos se realiza por adjudicación directa (dedazo), donde las reglas que rigen son las de sus propios intereses y compromisos (compadrazgos), olvidando que esos recursos nos pertenecen a todas y todos los mexicanos.

“Los recursos asignados para este 2020 a programas sociales que no poseen reglas de operación, aumentaron en más de 21 mil millones de pesos; recurso que se encuentra fuera de la rendición de cuentas y será utilizado de manera discrecional sin la certeza de que llegará a las familias mexicanas”, puntualizó. 

Finalmente, cuestionó que los subsidios que otorga el gobierno a sectores públicos y privados a nivel estatal y municipal, es recurso que tendría que ser transparente en su totalidad. Sin embargo, indicó que para el 2020 más del 63% de este dinero NO se obliga a tener reglas de operación, casi 6% más con respecto al 2019, de manera que su uso puede ser discrecional sin ninguna lógica, más que la de los intereses propios del Gobierno de México y su partido Morena.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here