PENDE DE UN HILO LA DIRIGENCIA DEL PRI EN YUCATÁN

0
270


Llegan las impugnaciones al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación.

La Sala Regional allana el camino. En tiempo y forma, el día de hoy Herbert Vera Gamboa, junto con Diego Lugo Interian y Raymunda Che Pech, presentaron ante el Tribunal Electoral del Estado de Yucatán, para que este remita por la vía más expedita a la Sala Regional del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación con Sede en Xalapa, Veracruz, el correspondiente Juicio para la Protección de los Derechos Políticos Electorales del Ciudadano, con el fin de combatir la resolución emitida por dicho Tribunal local el pasado día 25 de junio dentro del Expediente JDC-013/2019, derivado de la resolución que emitiera en su oportunidad la Comisión Nacional de Justicia Partidario de dicho instituto político.

Dicha impugnación se deriva de la falta de exhaustividad y congruencia en el estudio de fondo en la sentencia emitida por el Tribunal Electoral del Estado de Yucatán (TEEY), respecto de la inelegibilidad de la fórmula integrada por Francisco Torres Rivas y Lila Rosa Frías Castillo, asi como por las diversas irregularidades acontecidas en diversos centros de votación en la jornada electoral interna del pasado 7 de abril, entre las que destacan el que hayan “acudido a votar personas ya fallecidas”, que votaran personas sin estar inscritos en su Registro Partidario, así como la coacción a los militantes, entre otros.

Es de llamar la atención que tanto la Comisión Nacional de Justicia Partidaria del PRI como el Tribunal Electoral local, en sus resoluciones hayan pretendido aplicar al Candidato de origen del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), Francisco Alberto Torres Rivas, las normas contenidas en los Estatutos del Partido Revolucionario Institucional, cuando lo correcto es que a él le aplican los Estatutos del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), es decir, al haber sido Francisco Alberto Torres Rivas, Candidato y posteriormente Diputado Federal por el PVEM, no se le pueden atribuir en su defensa las excepciones señalados en los Estatutos del Partido Revolucionario Institucional, por lo tanto, su razonamiento y argumentación partió de una premisa equivocada.

Por otro lado, el mismo Francisco Torres Rivas reconoció que el proceso electivo interno del pasado 7 de abril hubieron un cúmulo de irregularidades, lo cual lo llevo a interponer diversas impugnaciones a dicho proceso, primeramente ante la Comisión Nacional de Justicia Partidaria, y posteriormente al Tribunal Electoral de Yucatán, aunque ambas impugnaciones fueron presentadas de manera extemporánea, ya que su presentación correspondía a una estrategia dilatoria y no en el marco de la legalidad y del derecho; tan es así que el pasado jueves 27 de junio, la Sala Regional de Xalapa del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, confirmó la sentencia del Tribunal Electoral del Estado de Yucatán (TEEY), que desechó por extemporánea dicha impugnación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here